Casos clínicos

Kilabe para nuestros pacientes

La prioridad de Kilabe es ofrecer atención cuidadosa y personalizada a todos nuestros pacientes, haciendo que se sientan bien y escuchando que les pasa para hacer un plan de tratamiento ajustado a les necesidades individuales de cada uno .El objetivo de todo es mejorar la sintomatología tan rápido como sea posible. Los buenos resultados obtenidos durante más de diez años nos avalan y son nuestra mejor carta de presentación.

Algunos casos clínicos

Paciente con dolor de hombro

CASO: La paciente llega con un dolor insoportable en el hombro y con dolor de cabeza de tendencia migrañosa. Además, siempre se le duermen las piernas cuando se estira en la cama, aunque al levantarse no lo nota.

TRATAMIENTO: Le hacemos un tratamiento neurodinámico, y después de la segunda sesión la paciente comenta que ya no se le duermen las piernas al estirarse, que siente mucho menos dolor en el hombro y que las cefaleas son mucho más soportables.

RESULTADO: Actualmente hace tratamiento de mantenimiento cada dos o tres meses. El dolor de cabeza es muy puntual, pero su punto débil continúa siendo el hombro, porque trabaja con ordenador y le cuesta mantener una postura correcta de manera permanente.

Paciente operado de cáncer de próstata

CASO: Paciente al que han extirpado totalmente la próstata viene al Centro tres semanas después de la intervención. Desde que le quitaron la sonda sufre incontinencia urinaria total.

TRATAMIENTO: Cinco sesiones de fisioterapia, una por semana, sumadas a los ejercicios específicos que le enseñamos y a algunos cambios de hábitos que le recomendamos.

RESULTADO: Hoy, el paciente es una persona casi continente que solo sufre pequeñas pérdidas de orina en situaciones de esfuerzo y por la tarda-noche. Haciendo los ejercicios con constancia aseguramos continencia total.

Paciente con estreñimiento

CASO: Trabajando el diafragma durante una sesión de fisioterapia, una paciente se queja de mucho restreñimiento. Se siente angustiada y ha de hacer grandes esfuerzos para poder defecar.

TRATAMIENTO: Le explicamos una postura para defecar sin tener que hacer esfuerzos, le recomendamos algunos cambios en la dieta alimentaria, hacemos un trabajo visceral de los intestinos y le enseñamos como puede trabajar ella misma los intestinos y el diafragma.

RESULTADO: En la siguiente sesión comenta que le ha cambiado la vida, que va de vientre cada día y sin esfuerzo y que le cuesta creer que fuera tan sencillo solucionar su problema de restreñimiento.

Paciente con dolor cervical y inestabilidad

CASO: Este paciente, de 34 años, sufría dolor cervical, tenía sensación de inestabilidad craneal y muchas molestias dorsales. El análisis de su caso reveló que sufría una torsión de la parte superior del tronco, que se compensaba con una rotación cervical hacia el lado contrario.

TRATAMIENTO: Lo más indicado en este caso era un tratamiento específico para equilibrar las tensiones. Después de la primera sesión, el paciente comentó que se sentía torcido, aunque estaba completamente recto desde el punto de vista postural, pero él se notaba torcido cerebralmente. Así pues, le explicamos algunos ejercicios para fijar la postura correcta.

RESULTADO: A los cuatro o cinco sesiones, el paciente ya no tenía la sensación de marchar torcido de la consulta. Y después de un tiempo de tratamiento de mantenimiento, cada dos o tres meses, él mismo aprender a detectar cuando se siente torcido. Cuando le pasa esto, hacemos una sesión a Kilabe, y el paciente marcha del Centro con la sensación de encontrarse bien recto.

Paciente con dolor en los testículos

CASO: Un paciente joven que llegó al Centro derivado por el urólogo se quejaba de dolor testicular, además de sufrir dificultad y dolor durante y después de la micción.

TRATAMIENTO: Una vez determinados los síntomas y la raíz del problema, aplicamos al paciente un tratamiento para relajar el suelo pélvico, además de estiramientos de los abductores y gimnasia hipopresiva.

RESULTADO: Al cabo de sólo una sesión, el dolor se había reducido un 70%. Después de dos sesiones, el dolor era residual y desapareció totalmente a partir de la tercera.

Paciente con dificultades para quedarse embarazada

CASO: Durante una sesión de mantenimiento, una paciente nos comentó que quería quedarse embarazada, pero que hacía meses que lo intentaba, sin éxito.

TRATAMIENTO: Para ayudarla, un par de días antes de la ovulación le hicimos una sesión para posicionar el útero, y también hicimos estiramientos lumbares y trabajo visceral.

RESULTADO: Dos meses después, durante otra sesión de mantenimiento, la paciente nos comentó, muy contenta, que estaba embarazada. Enhorabuena!

Paciente con dolor de cabeza y migrañas
CASO: A este paciente lo tratamos desde hace años para que sufre mucho dolor de cabeza, tiene migrañas y dolor cervical, debido a la tensión de trabajar con el ordenador.

TRATAMIENTO: El tratamiento que se le aplica, adaptado a sus necesidades específicas, consiste en trabajar la espalda para desbloquearla, además de un tratamiento craneal para aliviarle el dolor de cabeza.

RESULTADO: El paciente notó mucha mejoría desde la primera sesión, y a partir de la segunda la migraña se redujo a un simple dolor de cabeza.

Paciente con dolor en la zona pélvica
CASO: Este es el caso de un paciente que llegó al Centro derivado por su urólogo, porque sufría dolor en toda la zona pélvica, una zona que incluye pene, testículos y recto.

TRATAMIENTO: Hicimos centrar el tratamiento en trabajar y reequilibrar los abductores y la zona pélvica, además de hacer gimnasia hipopresiva para eliminar posibles tensiones internas.

RESULTADO: Después de la segunda sesión, el paciente comprobó que el dolor se había reducido un 70%, y desapareció por completo al cabo de cuatro sesiones.

Paciente con dolor cervico-dorsal
CASO: Este paciente sufría un dolor cervico-dorsal que se le extendía hacia el brazo derecho y le causaba sensación de hormigueo hasta la mano.

TRATAMIENTO: Después de estudiar su caso, vimos que había que trabajar la zona muscular con masaje, estiramientos, trabajo articular y neural.

RESULTADO: El tratamiento resultó acertado, porque al cabo de dos sesiones la sensación de dolor y el hormigueo en el brazo y en la mano habían desaparecido, y la sensación de dolor y rigidez cervico-dorsal se fueron a la cuarta sesión.

Paciente con dolor cervical y Tendinitis de De Quervain
CASO: Una de nuestras pacientes sufría dolor en las dos manos y le habían diagnosticado Tendinitis de De Quervain.

TRATAMIENTO: Visto su caso, le tratamos las cervicales y las dos extremidades a nivel neural, además de hacer ejercicios para movilizar y mejorar el deslizamiento de los tendones de las manos.

RESULTADO: Después de sólo tres sesiones, la paciente nos comentó que el dolor en las manos había disminuido muchísimo.

Si también sois pacientes, explicarnos vuestra experiencia en nuestro Centro 🙂


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

He leído y acepto el Aviso Legal